19 jun. 2012

El descreído


I

Crecí creyendo en dios.
Dejé de hacerlo al alcanzar
mi altura actual.

II

Intenté mover montañas.
Así perdí la fe.

José Miguel Mangas

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Breves y muy certeros.Ángel

julia dijo...

Muy buenos. Me pareció ver una similitud con un poema de juanito no? me equivoco? un beso.

Juan Cruz López dijo...

buena memoria, rubia

EL HOMBRE Y LA MONTAÑA

A plena luz
y en plena guerra
has de saber
que jamás la moverás
sin desearlo.