7 may. 2012

Literatura y supervivencia (15) - etiqueta cerrada



Y finalmente sobrevive en el lenguaje. Consiguió hacer de su cuerpo el cuerpo del poema, de su respiración el aliento de cada verso. Logró escapar de un mundo tan estrecho en el que no cabía una vida tan ancha.

ALEJANDRA PIZARNIK  (1936-1973)

La jaula

Afuera hay sol.
No es más que un sol
pero los hombres lo miran
y después cantan.

Yo no sé del sol.
Yo sé la melodía del ángel
y el sermón caliente
del último viento.
Sé gritar hasta el alba
cuando la muerte se posa desnuda
en mi sombra.

Yo lloro debajo de mi nombre.
Yo agito pañuelos en la noche y barcos sedientos de realidad
bailan conmigo.
Yo oculto clavos
para escarnecer a mis sueños enfermos.

Afuera hay sol.
Yo me visto de cenizas.

7 comentarios:

Muñekita Cat dijo...

Tu blog está excelente, me encantaría enlazarte en mis sitios webs. Por mi parte te pediría un enlace hacia mis web y asi beneficiar ambos con mas visitas.

me respondes a munekitacat19@hotmail.com
besoss
Emilia

Anónimo dijo...

que pena que acabe esta etiqueta, me encantaba. Ángel

Anónimo dijo...

Me ha gustado mucho está etiqueta Juan.
Salud!
Cjm

Juan Cruz López dijo...

Yo creo que a todos nos gustaba mucho... Si no recuerdo mal, la hicimos posible Ángel, Yolanda, Inma, Sergio R. Franco, Sergio Ramiro y yo. Ha dado para mucho, desde luego.

Anónimo dijo...

¿Pero este blog lo lleváis entre todos o solo tú?
Es que yo no me entero...

Juan Cruz López dijo...

Esta etiqueta se hizo en base a un texto colectivo elaborado por los autores que indico (algo que explicitamos en la primera entrada de la misma). Las demñas colaboraciones siempre van firmadas y los textos que no llevan firma son míos; si bien es cierto que Nueva Gomorra es y sigue siendo un proyecto colectivo.

Para aventuras personales ya está La banda de los 4.

Anónimo dijo...

Y ¿por qué termina? Por agotamiento de textos no será, porque creo que es una de las categorías más productivas a nivel literario, si no la que más...

En fin, que creo que esto daba para mucho, para meter mucho más el dedo en la llaga, para investigar un poco más. Y que me apena que se apague.

María