2 jul. 2011

Discurso, un poema de Miguel Ángel Curiel


Habló ante nadie.
Los largos silencios eran para el sol
que da luz interior.
No importa lo que dijera. Debió sonar bien.
Qué más daba la lengua en la que fue dicho.
Sonó bien. Fue proclamado en una lengua láctea.
Habló ante nadie.
Habló de pie.
De pie se dice la verdad.
No se recuece la palabra en sí misma.
Se cae a los pies,
y yo me he estirado.
Toco con la mano la oscuridad,
la recuelvo.
Sentado no llegaba.

2 comentarios:

BaBel dijo...

...

Anónimo dijo...

"De pie se dice la verdad". Muy interesante.

Roque.